EL AUTOCONOCIMIENTO

La clave para ser sabio siempre se basa en el conocimiento de uno mismo..

EL PODER DEL SEXO

Aprender a manejar esa maravillosa energía del sexo significa convertirse en un maestro de la creación...

LEY DEL KARMA

La ley del karma es la ley que vincula de manera sabia e inteligente el efecto con la causa. Todo lo bueno o malo que hemos hecho en cualquiera de nuestras vidas traerá consecuencias buenas o malas para ésta o próximas existencias...

CALIDAD DE VIDA

La humanidad está viviendo momentos muy difíciles. El hombre se ha olvidado de "sí mismo" y se compromete en errores, cuyas consecuencias son el dolor y las enfermedades...

ESOTERISMO

San Pablo nos dice en la Biblia: "Y hay cuerpos celestiales, y cuerpos terrenales..." Tenemos prácticas para que usted vea cuando su alma sale de su cuerpo

 

 

 

 

Mensaje de error

  • Deprecated function: Function create_function() is deprecated en eval() (línea 1 de /home/centroanael/public_html/modules/php/php.module(80) : eval()'d code).
  • Deprecated function: The each() function is deprecated. This message will be suppressed on further calls en _menu_load_objects() (línea 579 de /home/centroanael/public_html/includes/menu.inc).
  • Deprecated function: implode(): Passing glue string after array is deprecated. Swap the parameters en drupal_get_feeds() (línea 394 de /home/centroanael/public_html/includes/common.inc).
Estoy de pie en la entrada de un puente

Mauricio

Chile

Vidas Pasadas

Estoy de pie en la entrada de un puente, el entorno es selvático y hay unas chozas a unos 20 mts., estoy vestido de militar y mi color de piel es negra. Comienzan a disparar desde la selva, hay explosiones y aldeanos comienzan a correr para cruzar el puente... a mi derecha, un compañero militar, él es de color blanco, pelo rubio, no distingo su rostro... existe una amistad con esta persona; los disparos son más cercanos y vemos siluetas de enemigos, con mi compañero comenzamos a cruzar y escucho unos gritos de niños, veo a un grupo de niños y mujeres rezagados... me devuelvo para ayudarlos, mi compañero me grita que no lo haga, los ayudo, hago unas ráfagas y comienzo a correr, siento zumbidos de los proyectiles (balas), comienzo a sentir fuegos punzantes en la espalda, mi cuerpo comienza a detenerse y me apoyo a un costado del puente, mi compañero viene a ayudarme, lo miro, muevo mi cabeza (diciéndole no vengas) mi cuerpo pierde equilibro y comienzo a caer y despierto. Este sueño comenzó a temprana edad, siendo que no tenía conocimiento de guerras o armas automáticas; con el tiempo he dejado de soñarlo, ahora tengo 47 años. Mauricio. Chile.